laorejagigante

laorejagigante
http://4.bp.blogspot.com/-sOEqDCn6H8w/Tkpt0FergQI/AAAAAAAAAAw/nlegFnuT0Y8/s760/orejon.jpg

viernes, 16 de marzo de 2012

15.03.2012 | Por “incumplimiento sustancial e injustificado” de sus obligaciones contractuales Chubut y Santa Cruz le quitaron cuatro áreas de concesión a YPF Ante una multitud, los gobernadores Martín Buzzi y Daniel Peralta firmaron los decretos por los cuales dejaron sin efecto los contratos correspondientes a la cuenca del Golfo San Jorge. La empresa adelantó que recurrirá a la justicia.


Los gobiernos de Chubut y Santa Cruz decidieron ayer declarar la caducidad de áreas petroleras operadas por YPF en la cuenca del Golfo San Jorge. 
En un acto público en Puesto Ramón Santos, en el límite entre ambas provincias, los gobernadores Martín Buzzi y Daniel Peralta firmaron dos decretos revirtiendo las concesiones, a raíz del “incumplimiento sustancial e injustificado” de las obligaciones, tanto en materia de inversiones como en lo que refiere a explotación de los yacimientos.

En esta línea, la decisión le otorga a YPF un plazo de 90 días para entregar los yacimientos, aunque si decidiera abandonarlos antes de ese plazo, las provincias se harían cargo en forma instantánea. 
En un estrado colmado de funcionarios municipales, jefes sindicales y los representantes nacionales Daniel Cameron, secretario de Energía, y Roberto Baratta, secretario de Planificación, los jefes de Estado de las provincias rubricaron dos decretos, uno para cada provincia: el Decreto 324, para Chubut, deja sin efecto los contratos de explotación en los yacimientos de El Trébol-Escalante y Campamente Central-Cañadón Perdido. Por su parte, el Estado santacruceño, vía Decreto 393, declaró la caducidad de las concesiones que YPF tiene en el área Los Moños y Cerro Guadal Norte.  Ante la atenta mirada de los más de 15 mil trabajadores y pobladores presentes, el acto se inició con un video en el que se veían imágenes del comienzo de la YPF estatal, con un locutor que expresó que la decisión de quitar las concesiones está relacionada con que “se ha decidido recuperar el rol de los estados, dando un paso hacia el cumplimiento de un objetivo planteado por la presidente Cristina de Kirchner de recuperar el autoabastecimiento de nuestros combustibles”.
El primero de los oradores, luego de la firma de los decretos, fue el secretario de Energía, Daniel Cameron, quien expresó que “este es un día muy importante” para el país en materia de hidrocarburos. En esta línea, el funcionario explicó que la determinación de revertir concesiones en Chubut y Santa Cruz obedece al “cumplimiento de la ley a la defensa de los recursos naturales y a la identidad de los santacruceños y de los chubutenses”.
Por su parte, el gobernador de Santa Cruz, Daniel Peralta, sostuvo que “con el petróleo no se juega, es un bien público. Con esta sinergia lograda en la Organización Federal de Provincias Productoras de Hidrocarburos (OFEPPHI) pondremos objetivos comunes. Está claro que la ecuación energética debe ser retomada por el pueblo y no por intereses ajenos. Hoy damos un paso importante en este sentido.”
En el cierre del acto, Martín Buzzi, que además de gobernador es presidente de la Ofephi, afirmó que “hoy acabamos de rescindir contrato a YPF porque esto está en el futuro de todos. Nosotros le estamos dando un tiempo que son 90 días para que nos entreguen el yacimiento en funcionamiento. Les quiero decir algo, si por alguna cuestión deciden irse nosotros nos hacemos cargo del yacimiento el día después.”
“No lo hacemos de guapos –afirmó Buzzi–, lo hacemos porque estamos tomando las decisiones que tiene que tomar el Estado defendiendo los recursos naturales. Nosotros cuando hay una operadora que no cumple, le sacamos la concesión. El Estado provincial, nacional y los municipios tenemos la potestad sobre los recursos naturales.” En esta línea, Buzzi consideró que “es una vergüenza que la Argentina tiene que estar importando combustible. Esa decisión tiene nombre y apellido: el 50% de la energía la produce YPF, que ha decidido no luchar por los argentinos. Nosotros hemos dicho basta, este es el punto límite, no van a pasar de acá.” Por último, agregó que “las acciones de YPF van a seguir bajando pero porque están subiendo nuestras acciones, las del pueblo patagónico que son las que a nosotros nos importan. Seguramente vendrán tiempos difíciles, pero lo mejor está por venir porque este Estado se hace cargo de los recursos naturales y de las responsabilidades.”
La respuesta de YPF a la decisión de los gobiernos no tardó en llegar. Por medio de un comunicado, la firma anunció que irá a la justicia. “Ante la decisión de Chubut de revertir unilateralmente dos áreas operadas por YPF (Escalante-El Trébol y Campamento Central-Cañadón Perdido) y luego de haber presentado en tiempo y forma su descargo, la compañía informa que emprenderá las medidas legales oportunas para garantizar la defensa de sus derechos y para la exigencia, en su caso, de responsabilidades públicas”, explica el texto, y agrega que “tal y como se señala en la Fórmula de Descargo presentada por la compañía, YPF cumplió con las pautas de inversión establecidas en el artículo 31 de la Ley de Hidrocarburos para las áreas analizadas, ya que realizó las inversiones necesarias para una explotación racional y adecuada de los yacimientos. En Chubut se evidencia un crecimiento ininterrumpido de inversiones desde el año 2009, que asciende a U$S 350 millones en 2011, lo que representa un incremento del 236% en ese período.” En esta línea, la firma aseguró que “no están dadas las condiciones de seguridad jurídica en la provincia que permitan a YPF y sus socios el normal desarrollo de sus actividades según lo establecido en la ley de hidrocarburos y la Constitución Nacional”.  A última hora de ayer, se descartaba que, a través de la estatal Petrominera Chubut, la provincia se hará cargo del manejo de los pozos. Fuentes oficiales confirmaron a Tiempo Argentino que lo más probable “es que se busque crear una Unión Transitoria de Empresas para que junto al Estado ejerzan el control de las áreas”. De todos modos, se hará uso de los 90 días de plazo para trabajar en un esquema de manejo de las zonas recuperadas. <

No hay comentarios:

Publicar un comentario